15.07 | Información General Refirieron preferencia por algunos espacios

Varios comedores acusaron de "demagógica" la ayuda de Galli a uno

"Siempre cerca de quienes más nos necesitan" expresó como epígrafe el intendente en sus redes, bajo una foto con Miriam y vecinos de Villa Magdalena. Y le recordaron sus palabras de Septiembre de 2019 "No voy a hacer política con el hambre de la gente".

Ayer el intendente Ezequiel Galli hizo saber que recorrió el barrio Villa Magdalena, y que estuvo con una de las referentes del barrio, quien dirige el comedor Buscavidas. Y lo que encendió el reclamo fueron las fotos.

Así, este miércoles varios comedores y organizaciones sociales intermedias manifestaron el malestar con la situación, a la que calificaron como "la única acción es la demagogia mediante una foto".

Desde el inicio se da cuenta del malestar que generaron las imágenes en quienes necesitaron emitir el comunicado. "Podrá aliviar su conciencia, podrá encontrar buenas imágenes para un posteo en redes sociales, pero así no resolverá el problema, una acción en un solo lugar no repercute en los cientos de familias que acuden a otros espacios".
Y agregaron "somos los comedores "Pocho Lepratti", "El Ángel de la Bicicleta", "Todos Juntos","Manos Solidarias", "Vecinas Organizadas", "La Esperanza" y "Manos Laboriosas", además de las casas de referencia territorial funcionando en casi 30 barrios de la ciudad, quienes ya en varios comunicados, le hemos solicitado asistencia. Y más aún, en este contexto donde familias que veían complicada su realidad mucho antes de la llegada de esta pandemia, ven recrudecer su pasar diario y han encontrado en estos espacios un oído, una mano, una ayuda, gracias a la tarea constante y sostenida que realizan voluntarias y voluntarios".

Las necesidades son desbordantes y la responsabilidad estatal resulta necesaria.

La necesidad creciente. "Sin embargo, somos personas que no contamos con grandes recursos, simplemente somos ciudadanos/as y por ello recurrimos al Estado, que como administrador de los recursos del pueblo debe ocuparse de la situación, garantizando los derechos básicos de naturaleza colectiva, ya que ninguna organización social jamás podrá cumplir ese rol, porque este espacio, que comenzó por ofrecer un plato de comida, ha ido diversificando aceleradamente la ayuda ante la creciente demanda de estos últimos 118 días, por lo que las necesidades son desbordantes y la responsabilidad estatal resulta necesaria".

Piden claramente que "el Gobierno Municipal nos tenga en cuenta para proveernos también de alimentos, productos de higiene, asistencia sanitaria y todo lo que considere necesario para que se logre sostener la fundamental tarea emprendida. Esperamos ser tenidos en cuenta y que se deje atrás la preferencia por ciertos espacios y el desprecio por otros cuando trabajamos con un mismo común denominador".
Y recordaron "fue usted -a Galli- quien repitió hasta el cansancio "No voy a hacer política con el hambre de la gente" y ahora realiza apenas esta mínima acción, quedando muy en evidencia que quiere utilizar esta salida pública para aflojar la tensión que esta provocando en la comunidad sus apariciones en lugares abarrotados de gente, donde se demuestra nuevamente su irresponsabilidad frente a la crisis sanitaria".
Instan además, a que "recalibre la vara": "Reclamamos ser considerados/as. Apelamos a la creación de una política pública clara, real y de inmediata concreción, que tome la palabra de todas las organizaciones sociales del partido de Olavarría. Le exigimos a usted, porque le fue conferida esa obligación por nosotros, el pueblo, y solicitamos recalibre la vara que le da poder de decisión, porque le hace tomar medidas que no son para todos/as iguales, repiense su poder, que oprime nuestra acción, que nos reprime por alzar nuestras voces, que destruye el rol del Estado y las condiciones democráticas que nos respaldan, las que usted debiera resguardar".
También le pusieron números a la ayuda y el rol social que cumplen. "Para que se entienda con claridad, entregamos semanalmente más de mil viandas, sólo en estos últimos 118 días de cuarentena, hemos superado ampliamente las 20 mil repartidas, y ello es posible porque pese a que la capacidad de respuesta de la comuna ha sido muy insuficiente, casi nula, vecinas y vecinos de la ciudad sí nos escuchan, como no lo hace el arco político" indicaron. Y cierran con una pregunta dirigida al intendente "¿Lo esperamos?".