01.10 | La Madrid Secretario de Salud de La Madrid

Eduardo Bardín: "Estamos muy contentos de haber podido controlar los focos"

El funcionario habló sobre la situación epidemiológica local y regional. Por otra parte insistió en la responsabilidad de la comunidad para evitar nuevos brotes.

El último martes se dio el alta a la última paciente que padecía Coronavirus y General La Madrid volvió a quedar libre de Covid-19 luego de tres semanas donde hubo dos brotes que afectó a ocho personas. En todos los casos la recuperación fue positiva y los afectados transitaron la enfermedad con pocos síntomas. El secretario de Salud, Eduardo Bardín, no ocultó su alegría y consideró que además de los controles fueron efectivos pero también tuvo mucho que ver la responsabilidad de la ciudadanía.

Igualmente el funcionario insistió que el Covid-19 "llegó para quedarse por mucho tiempo" y subrayó que "no hay que seguir los brazos. Hay que seguir trabajando y continuar cuidándonos mucho".

"Es una alegría haber superado la situación porque temíamos un gran brote ya que teníamos dos focos. Había mucha preocupación", admitió.

Por otra parte Bardín destacó "la actitud de la población que respondió al pedido del cuidado. La ciudad está volviendo a ser lo mismo que antes de la situación epidemiológica que nos tocó atravesar. Eso nos aliente a pensar que ante un nuevo hecho epidemiológico va a volver a responder. Celebramos que hayan podido volver las actividades comerciales y los encuentros familiares".

"Estamos muy contento de haber podido controlar los focos. Tal vez aislamos un poco de más pero evitamos que el virus se extienda mucho más", resumió el responsable del área sanitaria lamatritense.

"Hemos ganado mucha experiencia y pudimos no cometer errores", comentó y rescató que autoridades provinciales y de CABA han destacado el manejo de la situación.

En ese marco el secretario de Salud de La Madrid agradeció la colaboración de personal del Hospital de Laprida (Ver Aparte) porque "a futuro nos permitirá mejorar en las intervenciones que debamos hacer".

"Que hayamos pasado bien esta crisis tiene que ver mucho con el factor Divino pero también con el trabajo que se ha realizado y por sobre todo con el comportamiento de la comunidad", insistió.

Eduardo Bardín habló luego de la labor que se viene realizando para prevenir nuevos contagios y en ese sentido lamentó que "haya personas que esquivan los controles y no cumplen con los aislamientos". Asimismo consideró que "hay que trabajar en los aislamientos focalizados de las personas que vayan a otro lugar y puedan traer el virus".

En ese marco advirtió que "el problema es la replicación que pueda tener en el pueblo una vez que ingrese y está todo abierto".

Con respecto a la prohibición de las reuniones sociales no familiares, el secretario de Salud de La Madrid explicó: "son un lugar de propagación, no porque vaya a entrar el virus por ahí. Una persona que no cumplió con el aislamiento y participa de un encuentro de este tipo puede multiplicar el contagio por eso se está trabajando en el protocolo de la apertura del balneario".

"Tenemos que pedir que cumplan con el aislamiento. Los que vienen de zonas rojas es fundamental que se aíslen. Ellos mismos deben pensar en el resto de los vecinos y deben cumplir con el aislamiento", recalcó.

Sobre la situación epidemiológica en la región el funcionario se mostró preocupado, dijo que "es caótica" y "nos preocupa mucho" por eso "seguimos con los mismos parámetros de cuidado".

"Olavarría, Laprida, Azul, Tapalqué... lo que se está viendo es tremendo porque una vez que el virus entra es muy difícil de controlar. Y si las personas que viajan a esos lugares al regresar a La Madrid no cumplen con el aislamiento el virus se puede desparramar, no lo vamos a atajar y se puede complicar la situación epidemiológica local con el agravante que ante un requerimiento de derivación de pacientes no se puede hacer por la saturación de los sistemas sanitarios", insinuó.

"Nosotros no queremos meter miedo ni nos enamoramos de la cuarentena; somos conscientes de la necesidad de la gente pero esta es una enfermedad que llegó para quedarse. La sintomatisidad es muy grande y ocurre que en muchos casos, siendo aún asintomáticos, la enfermedad se desparrama de manera muy rápida", repasó luego.

"Quienes viajan a otras ciudades no deben mentir y cumplir con el aislamiento para que después no haya que cerrar todo y así no se perjudiquen los demás vecinos", cerró Eduardo Bardín.