30.11.2020 | Policiales Desarticularon varias reuniones

Un centenar de jóvenes de fiesta: muchos eran menores

Ocurrió este fin de semana en el barrio Luján. Increíble la cantidad de personas que rompieron lo dispuesto por la pandemia y sin ningún tipo de cuidado por el Coronavirus.

"El principal vector de contagio son los jóvenes" dijo el Presidente Alberto Fernández en el último anuncio donde fijó la continuidad del distanciamiento social y obligatorio hasta el 23 de diciembre en busca de frenar el nivel de contagiosidad de Coronavirus.

Sin embargo y a pesar de estar desalentadas las reuniones sociales, en la madrugada de este domingo una fiesta con casi un centenar de jóvenes fue desarticulada por trabajadores de Control Urbano.

Según pudo saber El Popular, al llegar al lugar -Celestino Muñoz al 3.300- era una estructura tipo galpón donde constatan una importante cantidad de personas, muchos de ellos menores de edad, la música alta e identifican a un adulto a fin de darle curso a los recaudos legales y que tome intervención el Juzgado de Faltas.

"No menos de 6 llamados por noche por reuniones sociales"

Otra situación similar ocurrió en el Barrio Villa Floresta, donde los trabajadores de la Dirección de Control Urbano acudieron porque recibieron más de 3 llamados alertando sobre una reunión social en una casa.

Llegaron y no sólo encontraron varias personas en Urquiza al 2100, sino que además el responsable de la reunión no mostró interés en deponer la actitud y manifestó que era trabajador del Servicio Penitenciario.

También en Pueblo Nuevo debieron intervenir, donde según se expuso al llegar al lugar advierten que la música estaba muy fuerte "desde la vereda", y llaman varias veces a la puerta y al portón hasta que el responsable abre. Accedió a bajar la música. Ocurrió en Ayacucho al 3300.

También sobre la Avenida Sarmiento al 4200 debieron tomar intervención el viernes a la noche al recibir un llamado por "ruidos molestos". Advierten una importante presencia de personas y vehículos.

Otra de las reuniones desarticuladas fue en Coronel Suárez y Moreno, donde constataron la presencia de más de 25 personas.

Y así, una tras otras las acciones que se llevaron adelante este fin de semana por parte de los y las trabajadoras del área de Control Urbano, al recibir varios llamados que dieron alerta de reuniones sociales.

El decreto presidencial está vigente, prevé acciones para quienes lo infrinjan y al mismo tiempo, en nuestra ciudad hay también hay una ordenanza municipal en curso que pena las reuniones sociales.

Todo en el marco de las disposiciones para frenar el avance de la pandemia por Coronavirus, virus con el que ya murieron un millón y medio de personas en el mundo.