17.01 | Columnistas ESCENARIO POLITICO

Las vacunas y los ricos, una reunión privada, buena pero tardía y la nueva figura seccional

El verano puso al descubierto nuevamente las falencias para combatir la pandemia. Argentina y las góndolas vacías de vacunas. El presunto sabotaje, la investigación y la necesidad del diálogo que debió haber llegado antes. La negociación entre Galli y Valicenti.

Cacho Fernández

[email protected]

Enero ayudó un poco a morigerar la dinámica política y los ejes volvieron a ser la pandemia y la política sanitaria. El Gobierno comenzó a naufragar cuando se encontró con que no podía apelar a medidas generales como el confinamiento colectivo y la imposibilidad de continuar emitiendo.

La gestión de Ginés González García comenzó a hacer agua por todos lados. No testearon, no aseguraron la compra de vacunas, tampoco quisieron invertir en logística y Argentina pasó a ser uno de los países más perjudicados por la peste y por los funcionarios encargados de combatirla.

La Gestión apeló una vez más a la épica anticapitalista y antilaboratorios y la esgrimieron funcionarios que con mayores patrimonios que el mismo Rockefeller.

La nota completa en la edición impresa de diario EL POPULAR