17.05 | Información General 

Día Mundial de Internet y de las Telecomunicaciones

Se trata de una jornada pensada para reflexionar y dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías.

Todos los 17 de mayo se celebra el Día Mundial de Internet que coincide con el Día Mundial de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información establecido por la ONU.

Es una jornada pensada, principalmente, para reflexionar y dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías, como así también promover mayores niveles de accesibilidad a la red.

En la actualidad las TIC´s se volvieron fundamentales para hacer efectivos muchos de los derechos consagrados en los tratados de derechos humanos con jerarquía constitucional. Algunos de estos derechos cobran nuevas dimensiones en relación con el uso de la tecnología. Entre ellos, el derecho a la libertad de expresión, que debe promoverse más y a la vez asegurar su real aplicación.

La tecnología también sirve de soporte y de medio para el derecho a reunión y libre asociación, para el cual las redes sociales ofrecen herramientas que potencian su alcance; el derecho a la educación, a la recreación y juego y la cultura, donde la escuela cumple un rol fundamental en la alfabetización digital y en forjar la ciudadanía digital.

Las actividades del Día de Internet no desoyen la relevancia de educar acerca del uso adecuado de esta poderosa herramienta, que mal empleada puede conducir a la desinformación, al acoso y a la profundización de desigualdades, entre otros aspectos indeseados.

El Día Mundial de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (DMTSI) se celebra cada 17 de mayo desde 1969 para conmemorar la fundación de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) y la firma del primer Convenio Telegráfico Internacional en 1865.

La crisis de la COVID-19 ha subrayado el papel fundamental de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para el bienestar de la sociedad a largo plazo y ha puesto de manifiesto la marcada desigualdad que existe entre países, así como a escala nacional, en el plano digital.

Los miembros de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) han adoptado las medidas pertinentes y han participado en actividades cuyo resultado ha sido primordial para salvar vidas humanas y fomentar la economía. Ello ha puesto de relieve una gran resiliencia en una coyuntura compleja.

La pandemia de COVID-19 también ha subrayado la acuciante necesidad de facilitar la transformación digital y de lograr avances con miras a alcanzar los objetivos y las metas de la Agenda Conectar 2030, a fin de no dejar a nadie atrás.

(Con información de Defensoría del Pueblo, El Litoral y Naciones Unidas)