30.05 | Laprida 

La diputada Anahí Bilbao señaló que "se vacuna muy lento y se testea muy poco"

La legisladora oriunda de Laprida recordó que "fueron muchos los científicos y expertos argentinos que advirtieron la importancia de testear y vacunar para empezar a salir de esta difícil situación pandémica".

"Alberto Fernández dijo que sentía que no le hacían caso, que él advirtió que esto podía pasar... Y entonces me pregunto: si sabía, ¿qué le pasó que no compró suficientes vacunas para el país oportunamente y le exigió al ministerio de Salud un plan de vacunación rápido y eficiente?", opinó la diputada radical de Juntos por el Cambio Anahí Bilbao en referencia a la actual situación sanitaria en el país en el marco de la pandemia de Covid-19.

La legisladora bonaerense oriunda de Laprida recordó, asimismo, que "fueron muchos los científicos y expertos argentinos que advirtieron la importancia de testear y vacunar para empezar a salir de esta difícil situación pandémica, como lo hicieron y están haciendo otros países en el mundo. Sin embargo, los otros 'científicos', los que tenemos gobernando, parece que tomaron la decisión de vacunar lento y testear poco, y cuando quieren acelerar la vacunación se encuentran sin vacunas, y las que tienen, miles, no las aplican quien sabe por qué motivo y decisión de quién".

"Se vacuna muy lento y se testea muy poco, por eso estamos liderando el ranking de los peores países del mundo frente a la pandemia. De tener que testear un 1% de la población por día, no se testea ni la mitad, y en vez de testar a todos, se evalúa solo a los sintomáticos. No se rastrean los contactos, no se los aísla y entonces los contagios se multiplican, provocando más circulación comunitaria de casi todas la variantes que se conocen", y agregó que, "finalmente, los ciudadanos vuelven a pagar el alto costo del encierro que esperamos sea solo por los días programados", explicó Bilbao.

Asimismo, la diputada radical se refirió al sistema de carga de datos y puntualizó: "Tuvieron más de un año para implementar un sistema eficiente y no lo hicieron. Hoy no sabemos cuántas personas realmente se contagian y fallecen por día, y obviamente esos datos son fundamentales para tomar decisiones sanitarias. Todos los días tenemos números al respecto, pero la deficiencia en las cargas los convierten en irregulares e irreales. En pleno siglo XXI, con tantos avances de la cibernética, no pueden tener datos actualizados y al momento de todo el país. Ni eso hicieron bien. Lamentablemente, no sólo colapsa el sistema sanitario, sino también la gestión sanitaria del gobierno nacional y provincial, y en el medio, mucha gente sin vacunar y muy preocupada porque ven que las dosis llegan a cuentagotas ", concluyó Bilbao.