25.08 | Policiales Fue reportado en octubre de 2019

Distribuía imágenes de menores por Instagram y fue detectado desde Estados Unidos

La producción y comercialización de imágenes de explotación sexual en niños, niñas y adolescentes está penada por ley. Allanaron la casa de un joven olavarriense quien sería el usuario advertido por el National Center for Missing and Exploited Children.

El martes por la tarde personal policial cumplió con una orden de allanamiento, registro y secuestro avalada por el Juzgado de Garantías N° 1 a cargo de la Dra. San Román en el marco de una causa por "producción, comercialización de representación de menores de 18 años dedicados a actividades sexuales".

El procedimiento tuvo lugar en una vivienda de calle Islas Malvinas al 4900 donde de acuerdo a la investigación allí reside el usuario vinculado al hecho que ahora se investiga. Así lo confirmaron fuentes oficiales a través de un comunicado de prensa.

Todo comenzó el 30 de octubre de 2019 a raíz de un reporte desde el National Center for Missing and Exploited Children en el cual se da cuenta que desde un usuario de la red social Instagram se había distribuido contenido pornográfico infantil. La causa fue entonces derivada por jurisdicción a la UFI N° 22 a cargo del Dr. Lucas Moyano.

A raíz de la labor investigativa desarrollada por personal Grupo Operativo y del Gabinete de Medios Tecnológicos de la DDI Azul se logró vincular al joven de 22 años con un correo electrónico y un abonado telefónico como así también su domicilio.

Esto permitió que la fiscalía de intervención solicitara la orden de allanamiento que fue cumplimentada durante la tarde del martes.

Como resultado de la diligencia por personal de SubDDI Olavarría se procedió al secuestro de siete teléfonos celulares, un CPU y un pen drive, elementos que serán sometidos a pericias.

El delito está tipificado en el artículo 128 del Código Penal.