04.09 | Información General Unión de Colectividades

"Hay una necesidad de saber de dónde venimos"

Bugosen comanda la Sociedad Libanesa de Olavarría y también es el titular de la Unión de Colectividades.

Daniel Lovano

[email protected]

Fernando Bugosen no sólo es el titular de la Sociedad Libanesa de Olavarría, sino también la voz principal de la mancomunidad de inmigrantes, que este sábado celebran su día merced al decreto 21.430 del año 1949, durante la primera presidencia de Juan Domingo Perón.

La fecha se estableció para homenajear a millones de personas que arribaron desde países cercanos y también desde los más recónditos a una tierra especialmente receptiva, en recuerdo a una disposición dictada por el Primer Triunvirato ese mismo día de 1812, que ofreciera "su inmediata protección a los individuos de todas las naciones y a sus familias que deseen fijar su domicilio en el territorio" hoy argentino.

"Por el contexto en el que vivimos decidimos no hacer ninguna actividad. Hace ya un año que se conformó la Unión de Colectividades, en plena pandemia, y aspiramos a que el evento que hagamos sea algo propio y trascendental, no en este tiempo que no podemos desarrollar el tipo de acontecimiento que nos gustaría" confesó Fernando Bugosen.

Dentro de la UCO están representados vecinos y vecinas de sangre italiana, libanesa, portuguesa, francesa, española, vasca, alemanes del Volga, venezolana y boliviana.

Bugosen y el resto de la Unión pretenden festejar el día, pero cuando esta tragedia sanitaria sea un triste recuerdo, con una fuerte impronta.

"Lo tenemos como idea, aunque hoy preferimos un relato en el Diario para que la gente tenga presente este día y contarles que las actividades de la Unión fueron bastante limitadas; más que nada sociales, como colectas y aportes a instituciones que estaban con necesidades. Desde todas las colectividades, que somos muchas, nos parecía conveniente asumir un rol solidario en este contexto sanitario que estamos viviendo" reflexionó.

La Unión de Colectividades está embarcada en conseguir una sede y encuadrar a la institución en todos los requerimientos legales.

"Gracias a Dios nos mantenemos agrupados, en contacto por Zoom, pensando en llevar a cabo todos nuestros proyectos cuando esta pandemia pase" dijo.

En concreto, se piensa en "hacer una feria de colectividades, con shows, patios de comidas típicas, charlas, actividades culturales. Sobre todo charlas, porque hay mucho desconocimiento de dónde venimos, de las raíces de nuestras culturas, por eso apuntamos a charlas que afirmen nuestra identidad, nuestros valores y el patrimonio cultural de cada una de nuestras comunidades".

Hoy la Unión de Colectividades funciona dentro de la Sociedad Francesa, y Bugosen aclaró que la agrupación no invalida el funcionamiento por separado de cada una de las nacionalidades que están representadas en el partido de Olavarría.

"Las autonomías y las individualidades no se pierden. Estas instituciones siguen funcionando como siempre; el concepto de la Unión de Colectividades es que desarrollemos un pensamiento común para poder volcarlo en la sociedad. Nos interesa ser un puente, ayudar a las personas en esa búsqueda de sus orígenes y poder orientarlos" reveló.

Ejemplos de pérdida de las raíces hay a montones y en todas las colectividades.

Nietos que no saben de dónde vinieron sus abuelos, hijos que desconocen la tierra de sus padres.

"A nosotros nos pasa. Es increíble, pero es así. Casi todos somos tercera o cuarta generación y si no hay un traspaso cultural de familia en familia se pierde; en el caso de los libaneses perdimos nuestro idioma árabe y es una de las cosas que nos propusimos recuperar" relató.

Por desinterés o por dolor se fueron diluyendo esos pasados tan remotos.

"Hay inmigrantes que por tabúes o por situaciones que son propias de cada familia no transmitieron ese mensaje, pero también hay negaciones por dolores que se prefieren olvidar por la dureza de lo que se dejó atrás" opinó.

Fernando comentó con entusiasmo que ve en sus pares de terceras o cuartas generaciones un renovado interés por rescatar los orígenes.

En tal sentido, el presidente de la Unión de Colectividades de Olavarría destacó que "hay una necesidad de saber de dónde venimos. Se empieza a hacer una investigación familiar y logran conectarse con sus orígenes. Y eso es maravilloso".