04.09 | Información General Lo más importante a la hora de tatuar es la higiene, las herramientas y el estilo

Los diseños propios marcan el trabajo único y personal en el mundo del tatuaje

La técnica del tatuaje es un tipo de arte y cultura que se originó hace muchos años, pero que actualmente sigue creciendo y modernizándose. Son muchas las personas que desde la adolescencia o ya siendo adultos eligen llevar en su piel este tipo de expresión. 


Por Milagros Pianciola / Facso


Los tatuajes son maneras de modificar el color de la piel en distintas partes del cuerpo de forma temporal o permanente. Se puede aplicar un dibujo, texto o figura, el cual se plasma con máquinas y agujas que inyectan tinta en la piel. "El tatuaje para mi es más que nada un arte que yo veo, un arte muy hermoso", expresó el joven tatuador Ignacio Caro. Existen diferentes estilos, técnicas y diseños que las personas eligen ya sea por estética o por algún significado particular en cada tatuaje.

Ignacio comenzó a tatuar hace aproximadamente 2 años, realizando prácticas en piel sintética o en la piel de sus amigos que lo ayudaban para que realizara sus primeras experiencias como tatuador. Actualmente tiene su propio emprendimiento que se llama Tattoo Buena Vibra y en las redes sociales muestra sus diseños propios. Su interés por esta técnica surgió a partir de la influencia de otros tatuadores que le realizaban tatuajes desde los 15 años. "Veía como era el tatuaje, lo lindo que es pinchar, dibujar, todo el trabajo que hay en el tatuaje, me empezó a interesar mucho ese mundo", indicó Ignacio.

El proceso de aprendizaje para llegar a ser tatuador lleva mucho tiempo de práctica y además es importante poder encontrar un estilo adecuado. Es mucho más fácil y rápido aprender cuando podes contar con un referente del tema que te indique como hacerlo.

Ignacio Caro comenzó a interiorizarse en la técnica del tatuaje solo, pero más adelante empezó a recibir consejos de otros tatuadores olavarrienses como Diego Oliva y Rodrigo Lunatti que ya tatuaban y tenían experiencia. "Gracias a ellos dos y a otros tatuadores como Kevin Barrios, que es como de mi camada y que tatúa hace 3 o 4 años, me metí de lleno en esto y ahora estoy dando un gran paso", manifestó el joven tatuador. Estos tatuadores fueron de gran ayuda en el comienzo de su carrera ya que lo guiaron e indicaron cómo preparar el lugar de trabajo, cómo tatuar y cómo atender a las personas. "La mayoría de la gente que viene acá a tatuarse se va con un lindo tatuaje y vuelven porque les gusta como tatúo o como atiendo, siempre hubo un gran ambiente con mis clientes", expresó Ignacio.

A la hora de tatuar

Para realizar un buen tatuaje y que sea seguro para la piel de la persona, es necesario tener en cuenta varias cuestiones. Una de las cosas más importantes es la higiene que hay que mantener, tanto del espacio de trabajo como de las herramientas para tatuar. "El lugar de trabajo o la mesa de trabajo tiene que estar impecable siempre", explicó Ignacio. Todo debe estar esterilizado, usar descartables, entre otras cosas.

Otra de las cuestiones funtamentales es tener una máquina, esta puede ser de bobina o rotativa, y conocerla en profundidad, poder desarmarla y armarla nuevamente, conocer todas sus partes y funciones. Según el tatuador Ignacio Caro, a la hora de tatuar es indispensable "armar una buena máquina, crear un diseño que te puede pedir la gente o puede ser un diseño tuyo que hayas creado y tatuarlo".

Cada tatuador realiza un trabajo muy personal, ya que la mayoría realiza sus propios diseños o dan un toque particular en cada tatuaje. Eligen un estilo, una técnica y un diseño en especial para poder realizar un trabajo único. "No hay una técnica en especial, es como que cada tatuador tiene su estilo para pinchar y cada uno maneja sus máquinas y sus herramientas de trabajo diferente", expresó Ignacio.

Existen diferentes estilos dentro del mundo del tatuaje, lo mejor es que cada tatuador se enfoque en un estilo determinado con el cual se sienta cómodo o le guste para poder identificarse con el mismo. Los estilos pueden variar entre Tradicional americano, Neo tradicional, Ignorat, Puntillismo, Ornamental, Estarcido, Black & grey, Brush.

El estilo Tradicional, también llamado "Old School" o "Tradi" está inspirado principalmente en los tatuajes de los marineros de Estados Unidos a partir de 1900. Este estilo se caracteriza por las líneas gruesas y firmes, por los colores rojo, amarillo, verde, azul y negro, y por imágenes como anclas, rosas, corazones, animales, etc. "Lo que estoy haciendo es agarrar el estilo 'Tradi' y llevarlo más que nada a mis dibujos, a mi técnica de diseñarlos", explicó Ignacio.

Otro estilo que se utiliza bastante es el Ignorant, el cual se caracteriza por líneas simples, la tinta negra y un dibujo o escritura mucho más sencillo. "Al principio capaz me metía un poco más en lo que era el tatuaje 'Ignorant', pero ahora estoy bastante cómodo y decidido a seguir con el 'Tradi'", expresó el joven tatuador.

Diseños únicos

Los diseños son una parte muy importante en la realización de un tatuaje ya que deben cumplir con las expectativas del cliente y adaptarse al estilo del tatuador. El trabajo de cada tatuador es algo personal, por lo tanto es fundamental y valioso que realicen sus propios diseños. Ignacio Caro actualmente hace sus diseños propios, pero expresó que "al principio cuando arranque a tatuar capaz no me gustaban tanto mis dibujos como para venderlos, y hacía que la gente venga ya con sus diseños ya elegidos, yo los copiaba y los tatuaba".

Hoy en día Ignacio realiza para Tattoo Buena Vibra diferentes dibujos con su propio estilo y además hace nuevos diseños con lo que cada persona le pide, pero siempre deja su marca única en cada trabajo. "No está bueno copiar diseño, porque a la hora de armar uno te lleva muchas horas, mucho tiempo y es medio frustrante ver que otro tatuador está copiando tu diseño, es como un plagio", explicó el tatuador.

Entre los diseños más comunes que han pedido están las mariposas, también fechas y nombres. "Hubo una época en la que me estaba saturando de hacer muchos números romanos", manifestó Ignacio. Actualmente las personas piden cada vez más los diseños propios de Ignacio. "A la hora de hacerlos es mucho más gratificante y más divertido tatuar, porque estás haciendo algo tuyo, podes cambiar sobre la marcha algo que sientas que va a quedar mucho mejor", expresó el joven tatuador.

El diseño propio es lo principal en el trabajo de cada tatuador, el cual es único y totalmente personal, vinculado al deseo de cada cliente. "Si te metes en el mundo del tatuaje es muy difícil no estar pensando todo el tiempo en eso, queres mejorar todo el tiempo", indicó Ignacio. Es un trabajo en el que se debe estar en constante aprendizaje y crecimiento, con el fin de tener también nuevas propuestas y más herramientas en torno a la técnica del tatuaje. "Es un laburo que no se tiene que tomar a la ligera y se tiene que respetar siempre, te va a dar mucha experiencia y una gran satisfacción", concluyó el joven tatuador.