26.10 | Política 

García de Luca observa "varios paralelismos" entre el Gobierno y la Alianza

Dijo que no hay plan, ni líder, por lo tanto "¿con quien nos podríamos sentar a negociar?" se preguntó. Castigó a minsitros y criticó duramente el gabinete paralelo de Kicillof en contra de la designación de Martín Insaurralde. "Son sueldos que los van a pagar los bonaerenses", advirtió. Quienes votaron a Manes, a su juicio, "van a votar también a Santilli".

Cacho Fernández- [email protected]

El Gobierno enfrenta la peor situación quizás desde la crisis de 2001, por la crisis econónica, de gobernabilidad y de autoridad, y prueba con convocar a un acuerdo político con la oposición para poder salir. Pero, caso el diputado nacional peronista Sebastián García de Luca, del "Partido del diálogo" advierte que "no hay con quienes hablar, con quienes acordar, porque podría ocurrir que acuerdes con algunos y luego sale Cristina y borra todo lo acordado".

En diálogo con EL POPULAR Medios, el legislador del espacio que lidera Emilio Monzó, expresó que "estamos muy mal, con una gran inflación, con precios que se buscan congelar, con una gran inseguridad, con un país presidencialista pero vos no sabés quien es el líder y con ministros que no valen dos pesos que se animan a decir y hacer cualquier cosa en contra de la voluntad presidencial como lo hizo Cabandié, por ejemplo, quien le marcó las condiciones al Presidente de la Nación y esto roza la falta de dignidad propia".

Con un discurso furiosamente crítico, el ex viceministro del Interior de la cartera dirigida por Rogelio Frigerio, "no están enfrentando los problemas de fondo, no hay un plan de gobierno y no hay autoridad clara. La crisis no solo es económica sino también institucional y Argentina no es Dinamarca como para que funcione con piloto automático".

Además citó la propuesta de diálogo y acuerdo político hecha por Sergio Massa y el Presidente como una manera de diferenciarse de la Vicepresidenta y de los sectores más radicalizados del Gobierno, pero De Luca preguntó "¿con quien nos vamos a sentar a dialogar y a acordar si después viene Cristina y de un plumazo te rechaza todo?".

Paralelismos

Para colmo, quien propone el acuerdo político es Sergio Massa, una de las personas que, según las encuestas, ostenta con Cristina, Macri, Alberto F y Kicillof, la peor imagen entre la población. "No tenemos con quien sentarnos porque vamos a acordar algo por ahí, y luego Cristina se va a poner en contra. Tenemos que saber quien define. Entonces, primero que se pongan de acuerdo entre ellos y luego que se sienten con nosotros. Nosotros no queremos meternos en la interna del kirchnerismo. Ahora han resuelto un congelamiento de precios y un control sin saber y sin calcular cuántos son los puntos de venta. Quieren congelar y no han hecho un solo estudio de costos..., en fin, todo es un disparate en este Gobierno".

Para García de Luca "debe haber un presidente que orden su propia estructura política, que genere un plan, un rumbo, porque no saben adónde quieren ir. Todos los ministros, aún los que no valen dos pesos, le ponen condiciones y mientras exista esta crisis de autoridad será muy dificil acordar algo. Al Gobierno la propia interna lo está consumiendo".

- ¿Usted quiere decir que le estaría pasando lo mismo que le pasó al Gobierno de la Alianza?

- Hay muchos paralelismos y el fantasma del 2001 sigue presente. Ellos tienen una visión porteña, es decir, miran hacia el río y no hacia el interior del país. Se lo pasan mirando a Palermo, Recoleta o cualquier otro barrio de Capital pero nunca miran al Interior".

- ¿Qué cree que van a hacer los votantes de Facundo Manes? ¿Lo votarán a Santilli?

- Sí, sí, no tengo la menor duda que lo van a votar. Y vamos a ser más. La gente va a votar a Juntos y a castigar al Gobierno. Nosotros queremos que Juntos sea algo más que el Pro y así ha sido en distintos puntos del país.

- ¿El peronismo de Juntos acuerdan, tienen diálogo o están cada uno en la suya?

- Funcionamos juntos pero nos falta organización. De todos modos sostenemos nuestra identidad. Pero convivimos con un total respecto. En cambio, en el gobierno todo es interna y tanto es así que al gobernador Kicillof le cambiaron a Bianco por Insaurralde y el gobernador armó un gabinete paralelo con sus amigos del centro de estudiantes de la UBA. Por ejemplo, a Bianco lo nombró como jefe de asesores de la jefatura de gabinete que es algo paralelo al de Insaurralde y ese gasto lo van a pagar los bonaerenses. Tenemos dos ministerios de obras públicas y dos jefaturas de gabinete y son más sueldos que paga la gente.