Ante las dificultades para adquirir un auto 0 kilómetro, los compradores van a los usados

La poca oferta de autos 0 kilómetro y el costo de la patente hace que se reduzca la venta de los mismos. Los trabajadores de distintas concesionarias de la ciudad comentaron sobre la situación actual del mercado automotor y la venta de autos usados. 

El mercado y las ventas estn marcados por distintas particularidades del momento

Crédito: Claudio Martínez.

El mercado y las ventas están marcados por distintas particularidades del momento.

Por Milagros Pianciola

La venta de autos usados creció en relación a años anteriores y además aumentaron sus precios. La escasez de vehículos nuevos es una de las razones por las cuales las personas que están en busca de un auto se deciden por comprar uno usado. "La venta de autos y aumento de autos usados se incrementó muchísimo todo el 2021", indicó Bruno Piastasola de Automotores 7400. Además indicó que, en relación a este año "el aumento de ventas fue más de un 70%". 

Las personas prefieren invertir en autos usados porque por un lado se consiguen de manera más rápida. Por otro lado los vehículos usados son más económicos y tienen menos costos de trámites. "Tiene menos costos para trámites de titularidad, hoy al no haber muchos 0 kilómetros los usados tienen más presencia en la oferta", manifestaron desde Díaz Automotores.

Otro de los motivos de porque los clientes prefieren uno usado es por el costo elevado de la patente que genera un auto nuevo. "El costo de patente de un 0 kilómetro hoy está muy alta, creo que el cliente lo que quiere es subir unos modelos aunque sea", expresó Bruno Piastasola. Además agregó que "este año aumentaron mucho las transferencias de los usados y obviamente aumentaron también los patentamientos".

Últimamente las personas eligen los autos usados ya que los nuevos son una mercadería difícil de conseguir. "No hay entrega de 0 kilómetro en general en todas las marcas, no hubo fabricación los últimos años", explicó Ramiro Vagliaca de Olavarría Automotores. Por lo tanto hoy en día se valoran mucho más los autos usados con pocos kilómetros recorridos.

"Se está tirando más la gente a comprar un usado que un 0 kilómetro y tratar de esperarlo de acá a dos o tres meses que es lo que ofrecen las concesionarias", agregó Vagliaca. Iniciar la compra de un auto nuevo implica esperar varios meses y pagar trámites costosos. "Es pagar un auto y esperarlo, obviamente a factura abierta, se congela el precio cuando llega la unidad, básicamente no sirve para Argentina porque todos los meses se nos va aumentando el auto", indicó Ramiro Vagliaca.

Para adquirir un auto 0 kilómetro dentro del mercado automotor en Argentina es necesario atravesar ciertas restricciones que muchas veces hacen más difícil la entrega de los vehículos. "Las actuales restricciones del gobierno para la importación limita la oferta de autos nuevos pero el mercado sigue demandando vehículos", expresó Alberto Diaz. Esto hizo que la venta de los autos usados aumentara considerablemente y que al mismo tiempo incrementara su precio. En referencia a la venta de vehículos usados, Bruno Piastasola, señaló que "un promedio de venta hoy en Olavarría yo le calculo 10 ó 12 autos por mes".

El costo de los autos usados aumenta un porcentaje mes a mes, pero en relación a los precios del año pasado subieron notoriamente. En comparación a este mismo mes hace un año los autos usados aumentaron el doble. "Un Ford Focus 2016 el año pasado valía entre un millón cien o un millón doscientos y ahora ese mismo vale dos millones quinientos, esa sería la referencia", expresaron desde Automotores Bodanza.

La cantidad de ventas de vehículos usados aumentó en relación al año pasado, hoy en día es muy difícil y costoso adquirir un auto 0 kilómetro. "Se hicieron algunas operaciones que desde los últimos meses del año pasado venía mucho más tranquilo, así que se podría decir que si, que subió un poquito el movimiento", manifestó Jorge Bodanza. A pesar de que los autos usados son los más solicitados actualmente porque hay escasez de vehículos nuevos, también se dificulta conseguir autos usados en buenas condiciones. "El año pasado se vendieron menos autos a pesar de la alta demanda, ya es muy difícil hacer operaciones sin entregar un auto como permuta", indicó Alberto Díaz.

Antes de la pandemia tanto la oferta como la demanda dentro del mercado automotor era distinta a como se presenta actualmente. Años anteriores la compra de autos tanto nuevos como usados era más directa y se conseguía con mayor facilidad autos para reponer. "Si vendíamos un auto en forma directa, solo con el dinero, al rato o al otro día ya conseguíamos para comprar otro y reponer mercadería, y así ir haciendo girar la rueda", recordó Jorge Bodanza de Automotores Bodanza. Hoy en día esta situación cambió, ya que si se vende un auto de manera directa es muy difícil conseguir otro para reponer. "Esta muy difícil para reponer mercadería, entonces yo manejo en que si me entregan otro auto en parte de pago vendo y sino no", agregó Jorge Bodanza.  

Frente a la demanda de autos usados casi nuevos y en excelentes condiciones también es difícil volver a contar con vehículos con esas características para vender. "Las operaciones directas en efectivo son cada vez más difíciles ante la escasez de unidades del sector, es muy difícil reponer stock de usados en buen estado como solemos vender nosotros", indicaron desde Diaz Automotores. Hay clientes que buscan autos casi nuevos y es una demanda difícil de cubrir así como también los que buscan autos 0 kilómetro.

Antes era más habitual que una persona que quería comprar un vehículo 0 kilómetro pudiera elegir o por un plan de ahorro o pagar el auto al contado y tener el auto en seguida. "Eso prácticamente desapareció, ya casi no existe concesionaria oficial, es decir de marca de auto que te venda un vehículo de forma convencional, solamente es por plan de ahorro, en el cual la gente se tiene que anotar, y después de 4 o 5 meses recién poder licitar el auto, lo que hace que no puedas tener el auto antes de los 6 o 7 meses", expresó Jorge Bodanza. En el caso de que haya autos nuevos a la venta de manera convencional, frente a la gran demanda y escasez que hay actualmente, es probable que los cotos sean más altos que el precio de lista. "Del precio que tiene de lista más dinero arriba, en algunos casos hasta 1 millón más del precio de lista y no todo el mundo está dispuesto a pagar un precio que no es el real, eso es a raíz de escasez de mercadería, porque hay muy pocos vehículos", concluyó Bodanza. 

Ultimas Noticias
Otras Noticias